La Diputación de Bizkaia instala 6 estaciones de reparación de bicicletas de uso libre y gratuito

0

El Departamento foral de Transportes y Movilidad Sostenible ha instalado en 6 municipios de Bizkaia estaciones de reparación de bicicletas, de uso libre y gratuito, equipadas con las herramientas necesarias para que las personas ciclistas puedan hacer pequeñas reparaciones y trabajos de mantenimiento en sus bicis, como hinchar las ruedas o cambiarlas, apretar tornillos, ajustar los frenos o reparar un pinchazo.

Los emplazamientos se han elegido siguiendo el doble criterio de estar ubicados en zonas urbanas y junto a bidegorris de mucha utilización.

Zierbena: En La Arena, junto al inicio del bidegorri foral.
Santurtzi: En el límite con Zierbena, junto al nuevo bidegorri foral construido entre ambas localidades.
Portugalete: Junto al viaducto del bidegorri foral en la zona baja del parque de Ganerantz.
Sestao: Junto al bidegorri foral en la zona de las instalaciones deportivas de Galindo.
Barakaldo: En el entorno del BEC y de la estación de Ansio de Metro Bilbao, junto al bidegorri municipal.
Getxo: Junto al bidegorri municipal en el entorno del polideportivo de Fadura,
Los seis nuevos Puntos Bici están equipados con destornilladores, llave inglesa, llaves fijas, llaves allen y útiles para desmontar y montar las cubiertas de los neumáticos. Para su inflado cuentan con manguera y conectores a válvula, con un sistema manual de inflado y manómetro para control de la presión de aire. Además, permite el lavado a través de una manguera con suministro dosificado de agua. Todas estas labores pueden ser realizadas con comodidad, ya que el propio poste tiene unos brazos de sujeción para colgar la bicicleta mientras se trabaja en sus elementos. Tienen unas dimensiones de 20 x 20 cm, y una altura de 1,40 m

En el caso de Portugalete, donde esta mañana se ha realizado la presentación de esta iniciativa, se da además la circunstancia de que existe una instalación para lavado de bicicletas instalada por el propio ayuntamiento.

“Es una actuación alineada con la estrategia foral de promocionar el uso de la bicicleta en Bizkaia”, ha explicado el diputado de Transportes y Movilidad Sostenible, Miguel Ángel Gómez Viar, en presencia del alcalde de la localidad, Mikel Torres. “En concreto, con una de las atribuciones que tiene asignada la Dirección de Movilidad Sostenible que es la mejora de las infraestructuras complementarias de las vías ciclistas”, ha añadido. Las labores necesarias para mantener operativas las estaciones las realizará la propia Diputación Foral de Bizkaia.

CÓDIGO QR

El departamento foral ha acordado con los diferentes ayuntamientos las ubicaciones descritas, ya que en todos los casos excepto Santurtzi, la estación para el mantenimiento de bicicletas se posa en suelo de titularidad municipal. En el caso de Santurtzi, la titularidad del suelo corresponde a la Autoridad Portuaria de Bilbao, quien ya ha emitido la preceptiva autorización, pero las instalaciones de abastecimiento de agua son de competencia municipal.

Los postes de la estación van identificados con la marca “Bizkaia” y con el logotipo del ayuntamiento donde se encuentren ubicados. Además, un código QR permitirá conocer el funcionamiento de la estación, y otro código QR dará acceso a la información que Diputación Foral de Bizkaia tiene a disposición en relación con la bicicleta, a través de “Bizkaia bizikletaz – Bizkaia en bicicleta”.

La inversión realizada en esta primera experiencia piloto es de 33.854,51€, incluyendo las obras necesarias para acondicionar las áreas destinadas al mantenimiento de bicicletas, el suministro y colocación de los postes y las labores de mantenimiento necesarias durante un año.

A partir de esta primera remesa de instalaciones, y durante unos meses, se realizará un seguimiento de su grado de utilización, la resistencia y durabilidad de sus componentes, y se recabarán opiniones de las personas que las utilicen, todo ello para continuar equipando durante 2021 más espacios identificados como de interés en Bizkaia.

“Esperamos que tanto las personas usuarias como toda la ciudadanía en general reciban este tipo de instalaciones como propias, haciendo un uso adecuado de las mismas y dando cuenta de las propuestas de mejora que estimen oportuno”, ha señalado finalmente Gómez Viar.